martes, 16 de marzo de 2010

De coraje, honestidad, plumas y armarios...

“…El coraje es una virtud humana, que se puede definir como la fuerza de voluntad que puede poseer una persona para llevar adelante una acción a pesar de los impedimentos. Dichos impedimentos generan miedo, el coraje es la habilidad de sobreponerse a dichos miedos y perseverar con la acción que se pretendía realizar….”

“…La honestidad es una cualidad de calidad humana que consiste en comportarse y expresarse con coherencia y sinceridad, y de acuerdo con los valores de verdad y justicia. Se trata de vivir de acuerdo a como se piensa y se siente…”

(Primeras líneas de los artículos sobre las palabras “coraje” y “honestidad” en wikipedia.)

No sé que es lo que me pasa últimamente que me da por pontificar sobre lo divino y lo humano. Hablo de temas que me sobrepasan, a riesgo de decir alguna estupidez…pero el caso es que son cosas que recurrentemente me afloran al pensamiento en los momentos de soledad ( he de decir, en verdad , que los únicos momentos de soledad que tengo son cuando conduzco o cuando camino hacia el coche …en total unas dos horas al día, más que suficientes , quizás demasiadas para un animal social como un servidor, que busca desesperadamente la compañía de otras personas.)

Eso que veis en la imagen de arriba es algo que algunos de vosotros ( los de sexo masculino, de más de 34 años y que no os declarasteis insumisos u objetores de conciencia) probablemente habréis tenido en la mano alguna vez. La cartilla militar del ejército español. En la parte superior del casillero aparece una observación que ha pasado al lenguaje corriente, que es esa tan surrealista de valor: SS. O sea, “VALOR: Se le supone”. Una especie de presunción erga omnes de que todo el mundo es valiente hasta que no se demuestre lo contrario. Siempre bajo la óptica militar del coraje…que es una estúpida manera de ver en la que obedecer ciegamente es algo positivo y el más recurrente insulto/apelativo que recibirás de tus mandos en la instrucción es “marica “ en sus diversas acepciones ( “panda de maricones”, ”parecéis mariquitas”, “maricón el último”, …o el recurrente “ a éste me lo calzo” en vez de “ a éste le arresto/le impongo privación de salida”.

Cuando tenía unos once años, en una sesión matinal en el cine de mi colegio, ví una antigua película dirigida por los geniales húngaro-británicos hermanos Korda en el año 1939 ( en un primigenio color inusual para esa epóca de blanco y negro) . Se llamaba “las cuatro plumas y estaba basada en una novela homónima del escritor AW Mason. Bajo una lectura superficial (era un espectacular y visual filme de aventuras coloniales) el argumento encerraba en sí mismo una interesante lección moral.

Trata sobre la historia de un aristócrata inglés de la epóca victoriana, que es instruido desde pequeño en una academia militar para continuar con la saga familiar,pero poco a poco va descubriendo que ese mundo no va con él. Una vez finalizada la academia militar su guarnición es destinada a África a combatir a las tropas del Mahdi en el Sudán. Sin embargo él decide que su vida futura pasa por estar felizmente casado con la que es su prometida , renuncia a su rango y paga de oficial y se despide del ejército.
A partir de ese momento, su vida sufre un giro estrepitoso al ver como es tratado como un cobarde. El título de la película deriva del hecho de que recibe un insultante paquete que contiene cuatro plumas de gallina con cuatro remitentes: tres de sus amigos/compañeros del regimiento y de su prometida. Sufre el desprecio de su familia y prometida, que no comprenden su mentalidad al respecto. No pudiendo soportar esta situación, decide embarcarse en una aventura en solitario por las arenas del Sudán y las Aguas del Nilo en busca de quienes le enviaron esas plumas que tanto afectaron a su vida. Y haciéndose pasar por un derviche mudo, encuentra la oportunidad de salvar la vida de sus tres compañeros , y de devolverles las plumas.
La moraleja de la historia es que el personaje que a priori parecía un cobarde, resultó ser el que da más muestras de coraje. Incluso mucho antes de pasar penalidades disfrazado de árabe en una zona de guerra al otro extremo del mundo… la primera muestra de valor que dio es enfrentarse a la presión familiar y social , a un entorno regido por una rígida moral victoriana que había decidido de antemano su carrera militar y los derroteros de su vida. El tomar la decisión de vivir de acuerdo a tu conciencia, a cómo piensas y cómo sientes es ya , de por sí, una considerable muestra de valentía.

El otro día, creo que fue el pasado lunes, CANAL +1 programó la película de Gus van Sandt “ Mi nombre es Harvey Milk”. No la había visto antes y confieso que la película me gustó bastante. Es un retazo biográfico de los últimos ocho años de vida de Harvey Bernard Milk. (1930-1978). Milk fue un pequeño empresario ( propietario de una tienda de fotografía en San Francisco) y político norteamericano, activista gay, que se convirtió en el primer hombre abiertamente homosexual en ser elegido para un cargo público en los Estados Unidos, como miembro de la Junta de Supervisores de San Francisco en 1977 ( la Junta de Supervisores sería en nuestro sistema el Pleno del Ayuntamiento y Supervisor sería Concejal) . Milk murió asesinado en 1978, en su despacho, en el ejercicio de sus funciones públicas.


La película tiene ciertos atractivos. El primero e innegable es la espléndida interpretación del versátil Sean Penn interpretando a ese tipo sensible, pero tenaz y constante, que fue Harvey Milk. El segundo es retrotaerte a esos años 70 ( en mi caso, la tierna infancia) y apercibirte de que se ha avanzado muchísimo en cosa de tres décadas y pico en la equiparación de derechos de las personas homosexuales en el “mundo occidental”. Pero el resto del planeta es otro cantar…no hay más que pinchar aquí,o también aquí para apercibirse de que queda mucho trabajo por hacer.
Todo el tema este del post me ha venido a la cabeza a raíz de la detención de este señor de la imagen, hace unos pocos días.


Su nombre es Roy Ashburn, y es senador por el Estado de California del partido republicano. Como explica mucho mejor que yo este link el tipo se ha distinguido durante años por representar los intereses de los sectores más reaccionarios y homófobicos de su partido. Una de sus últimas intervenciones fue votar en contra de una declaración que pretendía institucionalizar el 22 de mayo como día de Harvey Milk, en honor y recuerdo al activista asesinado.

Pues bien, este señor fue detenido el otro día por conducir un automóvil en estado de embriaguez. El coche era su coche oficial, que pertenece al Estado de California. En el momento de la detención, el Senador Ashburn, padre de cuatro hijos, acababa de salir de un club gay. Ante la presión de la prensa reconoció su condición de homosexual, si bien, en un alarde de fariseísmo que sólo tiene razón de ser en los USA el tipo dice que ha hecho lo que ha hecho durante todos estos años porque “ se debía a sus electores”.

En fin…este caso del senador Ashburn me trae a la cabeza otro, también reciente, y mucho más próximo, en ésta mi querida comunidad autónoma de resiodencia de les Illes Balears. Y que convierte al hipócrita conductor ebrio de Ashburn en poco menos que un santo varón….


El caso del alto funcionario del estado con plaza fija en Palma de Mallorca desde 1991, ex director gerente del Servicio Balear de Salud, militante del partido popular y ex concejal de Palma por ese mismo partido , Don Javier Rodrigo de Santos, conocido, entre otras cosas, en el ejercicio de su cargo, por asistir acompañado de miembros del movimiento neocatecumenal al “encuentro de las familias” con el Papa en Valencia o a negarse a celebrar bodas entre contrayentes homosexuales ,… es ese que aparece sosteniendo a la imagen de la virgen en la foto de debajo.




En fin, dado que en su momento fue comentadísimo, no me extenderé sobre su forzada salida del armario tras descubrirse que se había gastado 60.000 euros de la VISA del ayuntamiento en servicios de prostitutos. Si alguien tiene curiosidad lo explican muy bien aquí…Pero eso fue solo la primera de las noticias que conocimos, a partir de aquí, apareció otra causa penal, esta vez por algo mucho más grave que la malversación de fondos públicos. De Santos fue condenado a trece años y medio de prisión por abusos a menores. De Santos abusó sexualmente de tres pre-adolescentes a los que había acogido en su casa por ser amigos de sus hijos y formar parte del mismo grupo de fanáticos religiosos, la Comunidad Neocatecumenal, en el que estaba su mujer.

Hoy en el periódico me he encontrado con la, ( no por habitual, menos desagradable ) noticia de un alto cargo de la jerarquía eclesiástica católica, en este caso de Irlanda, que ha contribuido a tapar escándalos de abusos sexuales a menores cometidos por curas, es decir, a obstruir la acción de la justicia en la investigación de uno de los delitos más aberrantes que puede albergar la normativa penal ..




La noticia que debería ponernos la piel de gallina, pasa desapercibida por lo tristemente cotidiano del asunto, por lo repetido. De hecho, acabo de hacer una prueba en google…he tecleado en el buscador las palabras abusos-sexuales-menores-iglesia-católica”







Y me he encontrado , como podeis ver en la imagen, con la astronómica cifra de 164.000 resultados.
Servidor de ustedes tiene una teoría, probablemente muy peregrina, pero que muy bien podría estar acertada…Hay una directa relación entre la aceptación social de la homosexualidad como un hecho cotidiano y normal, y la bajada de vocaciones religiosas. Los guardianes de las esencias bíblicas son también celosos custodios de las puertas de los armarios, porque por esas puertas se escapan muchos de los que hace 3000 años hubieran muerto bajo el bombardeo de Napalm al que Yahvé sometió a Sodoma.

Volviendo a mi apreciado y valiente concejal Harvey Milk, voy a redondear este post rollero con dos citas suyas.
La primera es una recomendación que le hizo a su amigo, Oliver Sipple, también homosexual. Oliver Sipple pasó a la historia por un acto heroico. Sipple formaba parte de una multitud de unas 3,000 personas reunidas para ver al Presidente Ford el 22/09/75.
Se dió cuenta de que una mujer cerca suyo había sacado y estaba apuntando una pistola del calibre .38 al presidente Ford cuando éste se estaba dirigiendo a su limusina. Reaccion/ando instintivamente, Sipple se lanzó contra la mujer, Sara J. Moore justo cuando su dedo apretaba el gatillo. La pistola se disparó, pero el golpe permitió que errara el tiro con mucha diferencia. Al convertirse Sipple en un personaje público, Milk vio una oportunidad para fortalecer su argumento de que la percepción pública acerca los homosexuales mejoraría si estos salían del armario. Le dijo entonces a su amigo: «Es un oportunidad demasiado buena. Por una vez podemos mostrar que los gays hacen cosas heroicas, no sólo toda esa mierda sobre abusar de niños y pasar el tiempo en saunas»




La segunda es una cita profética sobre el fin de su propia vida, no tan prófética si se tiene en cuenta que durante su breve carrera política estuvo constantemente amenazado de muerte…y que está recogida en este mural hecho en su memoria por el artista John Baden , dice algo así como «Si una bala atraviesa mi cerebro, dejen que esa bala destruya las puertas de todos los armarios».
Salud, Paz y Amor a Todos.




18 comentarios:

Gracchus Babeuf dijo...

Mi cartilla militar la masticó un perro (sí, un perro: "canis lupus familiaris"). Posteriormente, en deplorable estado, se la envié por correo al entonces ministro de Defensa, Don Narcís Serra i Serra, en evidente acto de insumisión.
A mí el valor no se me supone: Lo demostré. Eso sí, miedo, pasé un güevo. (Cada día me gustan más sus entradas).

Lena dijo...

De nuevo, coincido 100% en lo que planteas...

Ví Milk y quedé maravillada.
La película tiene actuaciones deslumbrantes, un guión sobrebio, no es demagógica, la fotografía es estéticamente perfecta.
Sean Penn me parece un capullo pero es el capullo que mejor actua del mundo mundial.
Borda al personaje.
(Siempre, a mi juicio, lo hace).

Me llena de curiosidad la otra película que mencionas y la novela en la que se basa. Cuatro plumas y un falso derviche que se hace el mudo...con esos elementos no puede haber una historia mala.
Necesito leer y luego ver así que buscaré libro y peli para hacer lo propio.

Por último, la foto...me dejó pasmada. Es una parte de la historia de España que conozco sólo por referencia, en los libros.
Mis padres emigraron a Venezuela en los años 50 y no volvieron...

El viaje de vuelta lo he hecho yo.

Y conozco estas historias pero por razones obvias mi padre no tuvo esta libreta.

Verla (después de saberla) me deja espantada.

Un beso...y gracias por otra entrada sustanciosa!

Marcelo dijo...

Brillante compañero Fritus! No he visto la actuación de Penn porque en una posición casi futbolística, deseaba tanto que el Oscar se lo llevara Rourke por The Westler que no me permití verla. Pero ya pasó el tiempo suficiente para intentarlo. Ser homosexual en la derecha religiosa es increíble. Por un momento hasta me dan sentimientos piadosos, mira lo que te digo. No lo digo por el delincuente sino por el norteamericano. Qué presión mi Dios, qué presión! Como pueden vivir así?
Un abrazo

Merche Pallarés dijo...

Excelente post. Estoy harta de hipócritas meapilas como el senador Ashburn y el funcionario Rodrigo de Santos...¡Hay que ser sinvergüenzas!
"Las cuatro plumas" suena muy interesante y aún no he visto la peli de Harvey Milk. Todo llegará. Besotes, M.

RGAlmazán dijo...

Redonda entrada D. Fritus. Y sí, el valor se demuestra andando, y no por ponerse un uniforme. Tener uniforme y armas quita mérito y no hace a nadie ser más valiente.
En cuanto a la hipocresía de los conservadores tus dos ejemplos son claros y rotundos. Hay que ser cobarde para defender lo contrario de lo que se piensa por miedo al convencionalismo y por no querer presentarse como se es.

Salud y República

begoyrafa dijo...

Esa cartilla militar la conozco por la de mis hermanos. Yo objeté y me pasé nueve meses haciendo fotocopias y jugando al mus en una Asociación de vecinos. Así que ni el valor se me supone. Como decía Woody Allen: en caso de guerra sólo sirvo para prisionero.
La entrada, por otro lado, impecable. Además hablas de una peli que me encanta y que vi (si no recuerdo mal) cuando era pequeño en Sábado Cine.
Un abrazo
Rafa

Antonio Rodriguez dijo...

Pues VD. un afortunado al suponersele el valor porque cuando yo me liciencié nos nos ponián nada de eso.
Será que como hace mucho tiempo el valor no se cuestionaba.
Salud, República y Socialismo

Ramon.Eastriver dijo...

Siempre dando en el clavo. Brillante entrada. Estoy por proponerte en Grito de Lobos, o al menos igual me atreveré a direccionarte, que cuando te pones estás "sembrao".

Jordi dijo...

Crec que no només deus estar sol al cotxe, també deus estar sol quan escrius aquests més que interessants posts !!

Ja fa temps que he deixat de llegir els diaris, per només fullejar-los, escrits com els teus sí que calen llegir-los !!!

Endavant company !!!

fritus dijo...

Ante todo, muchas gracias por vuestra visita

GRACCHUS..será que en casa nunca hemos tenido más que un canario...yo aún la conservo en una carpeta, aunque no se para qué, debo estar a punto de pasar a la reserva

LENA...Fíjate tú que a mi Sean Penn me parece un tipo majo, aunque no sé por qué lo digo, nunca me he tomado una cervezita con él..

Que cosas esto de la emigración de ida y vuelta,...da para otro post...

MARCELO...toda la razón con eso de la presión...yo creo que lo de vivir en la verdad, en la medida de lo posible, no es solo una muestra de valor y honestidad, sino que es también una forma de buscar ser feliz, que es lo único que tenemos...cuándo no tienes porque mentir eres más feliz, seguro

MERCHE...de hipocritas estamos rodeados, ...gente que vive amargada y que transmiten al resto esa mala energía como si de fichas de dominó se tratase...

RAFA...la frase de Woody Allen es para enmarcarla...yo creo que también solo serviría para prisionero

ANTONIO ...le aprecio mucho y no le quiero discutir pero me da que el diseño de la cartilla esa no ha variado en todo el siglo XX

RAMON...tu proponme, proponme...espero estar a la altura


JORDI...la veritat es que també estic sol quan escric les entrades, però les faig a estones mortes...trigo dies en confeccionar cada una


Un abrazo a todos, mes amis

siempreconhistorias dijo...

Impecable entrada, señor Fritus, llena de temas que dan para otras tantas conversas. Coincido plenamente, y no he visto la peli sobre H. Milk, en las cuestiones que planteas y me temo que en occidente, pese a lo avanzado queda también bastante por hacer, entre otras cosas con esos hipócritas meapilas que, además, consolidad la idea del homosexual como pederasta, idea que causa muchísimos daños a homosexuales de a pie, con las puertas del armario bien abiertas y aireadas.
Un abrazo,

ANABEL dijo...

Necesito un avituallamiento para leerme tus entradas de cabo a rabo. Creo que deberías quedar con mi marido, seríais muy felices juntos. No insinúo nada homosexual, sino que compartís esa dispersión de pensamiento que tan feliz me hace (aunque me agote).
El caso es que ese señor (mi marido) dice que el sexo es una fuerza demasiado potente y que todos se empeñan en controlarla, porque así pueden controlar a los demás.
Besos.
Por cierto,¿ esa cartilla militar es tuya?

fritus dijo...

IZASKUN gracias por esta visita, está usted en su casa para lo que quiera y para cuando quiera...y tiene usted razón, este tema da para muchísimas conversaciones, y largas.

Un abrazo

fritus dijo...

ANABEL...ya me gustaría a mi tener el don de la contención, pero creo que estoy emparentado con el tipo que le escribe los discursos a Fidel Castro..

la cartilla militar no es mía. La mía esta en casa, en una carpetilla marrón con otros recuredos de la mili, metida en una caja que a su vez esta metida debajo de otras cajas que a su vez estan metidas en el interior de un canape de cama que hace las veces de baul de los recuerdos...

visto el curro que hubiese supuesto recuperarla, me decidí a descargar una que ví en la internet,,,además, yo no llevo la mega-uñaca de guitarrista flamenco ( sera guarro el tío) que se ve en la foto...las mías estan higienicamente recortaditas.

un abrazo

Gonzo dijo...

llevaba un tiempo sin pasarme por aquí debido a mi digamos estancia más allá del mundo... en fin, que manera de hilar temas tiene usted, impresioanate. Tengo pendiente Harvey Milk, pero "las 4 plumas" la volví a ver recientemente, no sé, la vi del oferta en el corte inglés que todos odiamos, pero donde todos compramos, y quise comprobar si ya de mayor me seguiría gustando. Lo cierto es que sigue siendo una gran película, la antigua por supuesto, y al final compadecí de alguna forma al que se queda ciego, quizás por su entereza en reconocer su error de mandar la pluma... un gran personaje... y por supuesto, es imposible olvidar esas nueces rusas y la delgada línea roja de infantería inglesa hecha con vino que contaba el plasta del padre...
Un saludo fritus, aver si retomo las 101 historias que ando sin neuronas últimamente.

fritus dijo...

Querido Gonzo....Si no recuerdo mal, el tipo habla de algún episodio de la guerra de Crimea “ aquí estaban los rusos...cañones, cañones, cañones...-y coloca las nueces-...luego estaba la infantería...-y pinta con el dedo pringao de Oporto una linea-...y aquí estaba YO... -y coloca una inmensa piña natural- ....no era nadie el abuelo”.

Tiene Ud. Razones de sobra justificadas apra haber estado ausente del blog, y es que el rodaje de ese peazo peliculón en las montañas es un curro muy absorvente. La deseo toda la suerte del mundo con el proyecto Tchang y ardo en ganas de ver la peli...

Ramon.Eastriver dijo...

Busco tu correo y no sé verlo. Quería comentarte algo pero no sé dónde escribirte. Si no te va mal, mándame un mail ni que sea vació a ramon.eastriver@gmail.com y te cuento. Saludos.

Antonio dijo...

De la mano de Ramón vengo a visitarte y conocerte. Nos vemos en Grito de lobos. Yo me llevo una excelente impresión de tu blog.
Un saludo